Alan Moore no quiso saber nada con la nueva serie de Watchmen

Watchmen, la serie de televisión que este año será estrenada por HBO, será una secuela del cómic original de Alan Moore y Dave Gibbons.

Su historia se situará alrededor de 34 años después de la destrucción de Nueva York, situándose en el mundo alternativo de un 2019 en donde supremacistas blancos seguidores de Rorschach vuelven a enmascararse para iniciar una guerra racial contra la policía y el presidente de Estados Unidos es el actor Robert Redford.

Pero más allá de su reciente tráiler, los responsables de la serie explicaron durante un panel ante la Asociación de Críticos de Televisión que ese mundo de historia alternativa también presentará cómo el mundo de Wathcmen no tiene redes sociales, ya que la presidencia la prohíbe y, por lo tanto, su entorno tecnológico será muy diferente al mundo real.

En ese escenario, el jefe de HBO, Casey Bloss, reconoció que probablemente Alan Moore no estará a gusto con la realización de la serie, mientras que su productor ejecutivo y guionista, Damon Lindelof, reconoció que aún no hace las paces con esa situación. “He intentado contactarme personalmente con él, para explicarle lo que estoy haciendo y el ha dejado en claro que no quiere eso“, explicó.

He pasado un período de terror muy intenso por la posibilidad de joderlo y no estoy completamente seguro que ya salí de ese túnel. Pero si fuera demasiado reverente, entonces no podría hacer nada que fuera riesgoso“, explicó. “Estoy canalizando el espíritu de Alan Moore para decir: Jódete, lo voy a hacer igual“, finalizó.

Probablemente, de regreso, Alan Moore le responde en los mismos términos.

https://www.youtube.com/watch?v=1yKq1PRvPJQ